No esperar que pase la tormenta

Dentro de todo lo que representa la pandemia del Covid-19 a nivel mundial, tratemos de hacer una mirada interna, como nación, como sociedad. Vemos que a pesar de las limitaciones estructurales que tiene nuestro sistema de salud pública y privada para atender la creciente demanda de casos de infectados que se multiplican en todo el país, al menos nos encontramos entre los países latinoamericanos con menor cantidad de casos, quizás en parte, tratamos de hacer bien las cosas.

También no deja de ser cierto que la cuarentena sea el recurso más inteligente para frenar la propagación del virus, a pesar de esta medida venga acompañada de una inacción, que promueva gran dosis de sedentarismo, el peligro de “no hacer nada”.

¡Sí!, decimos que es un peligro, porque la solución para enfrentar esta crisis no puede ser jamás dejar de hacer nada. Siempre habrá algo que hacer, algo en que pensar para reinventar nuestro modelo de negocio, por más que cueste hacerlo ya que durante mucho tiempo nos vimos inmersos en una Zona de Confort, basada en un sistema ya estructurado de trabajo.

No es fácil decirle al dueño/a de un restaurant o negocio gastronómico que se convierta en un servicio de atención online acompañado de un delivery, cuando en toda su existencia apostó por brindar “una experiencia” no sólo gastronómica sino la atención que brindaba al publico que se sentaba en una mesa higiénica y bien atendida. El valor agregado no era sólo la comida sino la atención (cara a cara) presencial, que se ofrecía, además del ambiente musical, etc. Actualmente ese emprendedor/ra está quemando neuronas diariamente pensando cómo transformar su negocio o dedicarse a otro.

Somos conscientes de la dificultad que representa salir adelante en un contexto donde muchas cosas se frenan. Nuestro deber como Revista Corporativa Global y Agencia Global , es seguir informando, brindando soluciones físicas y digitales, para ayudar a otras empresas a salir adelante.

COMMENTS